QUISOCJO

Loading...

domingo, 10 de noviembre de 2013

CANAL 9, UN CANAL CON MALA SUERTE



El inminente cierre de Canal 9 ha mostrado que este ha sido un canal televisivo con mala suerte, que no tuvo suerte con sus dirigentes, que por mezquindad política lo han dejado morir poco a poco, con demasiada gente trabajando, con gastos astronómicos y otras decisiones equivocadas. Los trabajadores tienen razón de quejarse, han visto la manipulación descarada de Canal 9 durante años, escondiendo incluso eventos vergonzosos como el accidente del Metro valenciano, que tuvo que ser el programa "Salvados" (La Sexta) quien denunció lo que pasó. Pero he oído varias voces desde Madrid cargadas de demagogia, sobre todo quienes se frotan las manos con la desaparición muy posible de Canal 9, que hablan de lo lindo del dinero que según ellos utiliza el canal y que como no ofrece eso que ellos quieren ver, pues hala, no les daré más dinero. Canal 9 nació como un servicio público, una televisión hablada en la lengua del País Valenciano, como hicieron antes Televisió de Catalunya, de Galicia o del País Vasco. Pero mientras las antes mencionadas tuvieron una programación coherente, con calidad e incluso con series de ficción, algunas de ellas de prestigio en todo el mundo, Canal 9 cayó en manos de ineptos que sólo entendían la programación como un servicio al partido gobernante o un todo vale para tener más audiencia. El nefasto programa "Tómbola", después imitado por la tele basura, tuvo horribles consecuencias para la salud mental de los valencianos y también de España: se despreciaban los programas con calidad de verdad y se apreciaban hasta el culto a la personalidad a los famosos, casi todos gente mediocre, algunos de los cuales se han convertido en semi dioses a los que la gente imita incluso en la ropa que llevan. TV3 ha tenido suerte de que se ha respetado la calidad de su programación y no se ha dejado demasiado controlar por los gobernantes del momento, con programas que ahora son clásicos de la televisión y algunas series de ficción antológicas, vendidas en todo el mundo y que han influenciado en otras series. Ejemplos: “Los mejores años”, “Pulseras rojas”, “Infidels” o “No passa res” (programa de humor con La Trinca que luego rehicieron en TVE como “Tariro tariro”), entre muchísimos. Detalles que los políticos, si no los detenemos a tiempo, harán que se vaya a pique.


No hay comentarios:

Publicar un comentario